Inicio > Zona de cría > Determinación del sexo

¿Cómo determinar el sexo de tu tortuga?

Existen múltiples variables que nos podrán ayudar a identificar el sexo de una tortuga. Antes, pero, de saber en qué deberemos fijarnos, hay que tener en cuenta que estos rasgos sólo serán observables en ejemplares maduros sexualmente, por lo que las crías y juveniles serán muy difíciles de identificar. También debemos precisar que cada especie tiene algunas características físicas para identificar el sexo distintas del resto de especies, y además también hay especies en las que no podremos a simple vista saber si se tratan de machos o hembras.

Características físicas que nos ayudarán a identificar la especie:

- Tamaño de los ejemplares (sólo recomendable en ejemplares adultos): en algunas especies la diferencia de tamaño entre machos y hembras es importante. Por ejemplo en muchas especies (tortugas de los géneros Trachemys, Graptemys, Testudo, ...) los machos son siempre más pequeños que las hembras, mientras que en otras especies (como por ejemplo en Centrochelys sulcata) los machos llegan a alcanzar un tamaño muy superior.

- Dimensiones de la cola: En un buen número de especies observaremos que los machos presentan colas más largas y más gruesas. Si observamos con detalle además veremos que la cloaca en los machos está más alejada del cuerpo que en las hembras.

- Longitud de las uñas: Sobretodo en especies acuáticas (algunas especies de los géneros Trachemys, Pseudemys, Graptemys, ...) veremos con claridad que los machos tienen las uñas de las patas delanteras muchos más largas. Estas uñas serán utilizadas durante el cortejo.

- Forma del plastrón: Los machos de algunas especies presentan un plastrón con forma cóncava. Esta forma les permite acoplarse mejor al caparazón de las hembras durante la cópula.

- Forma de los escudos anales: En algunas especies podremos observar que los escudos anales (los escudos del plastrón que quedan más cercanos a la cola) tienen diferente forma: más abiertos o cerrados, con formas más rectas o más redondeadas, ...

- Coloración: En unas pocas especies los machos presentan, sobretodo en época reproductiva, una coloración distinta. Lo más habitual es que estas diferencias se observen en su cabeza o incluso en el iris de sus ojos. Un caso bastante claro es por ejemplo el de Terrapene carolina triunguis.


Para poder identificar el sexo de una especie en concreto deberemos mirar en la ficha de dicha especie cuáles son los caracteres morfológicos a observar, ya que como ya hemos comentado en la introducción no todos estos caracteres se darán en todas las especies.


Algunos ejemplos visuales de estas características:
 

Trachemys scripta elegans: Se observan las largas y potentes uñas de un macho. Trachemys scripta scripta: El macho posee una cola mucho más larga y ancha
Testudo hermanni: Los machos tienen la cola más larga y los escudos anales más abiertos. Testudo hermanni: Las hembras tienen la cola más corta y los escudos anales más cerrados.
Agrionemys horsfieldii: Diferencias existentes entre el macho (izquierda) y la hembra (derecha) Indotestudo elongata: Diferencias en el tamaño de la cola y la forma de los escudos anales entre la hembra (izquierda) y el macho (derecha)
Kinosternon baurii: El tamaño de la cola de los machos es mucho más grande que en las hembras (Foto cedida por Ivixotics) Kinosternon scorpioides: La cola en las hembras es mucho más reducida (Foto cedida por GYO2007)
Kinosternon flavescens: Comparación entre el macho (izquierda) y la hembra (derecha) (Foto cedida por Stefano Redaelli) Terrapene carolina triunguis: Los machos suelen presentar una coloración mucho más vistosa, sobretodo en la época reproductiva (Foto cedida por Manuel Romero)

 

 

Infotortuga © 2005-2009 - Enric Pàmies Pallisé
Prohibida su reproducción total o parcial
sin la autorización del autor.